Máscara

Elección de máscaras o “gafas” de pesca submarina por Tono Rodríguez (Deportes Arias).

La máscara debe adaptarse a nuestra fisionomía, no producir ninguna molestia. La prueba simple consiste en acoplarla al rostro. En ese momento mantenemos la respiración y  la máscara no debe separarse de la cara; si eso ocurre, es que no se adapta y permite el paso de aire o agua.

Una vez adquirida existen numerosas técnicas para evitar la formación de vaho. Inicialmente deberíamos utilizar un desengrasante específico (ej. prenofog de Cressi) y puntualmente algún spray antivaho (ej. Antifog Cressi que garantiza varias horas sin vaho), siendo la saliva un recurso natural de limpieza (escupimos en la gafas y aclaramos antes de entrar).

Hay quien opta posteriormente por quemar los cristales por ambos lados, pero este método es arriesgado y únicamente podrá funcionar  con cautela. En caso de error, perderemos la garantía. Si se opta por ese método complementario, será conveniente usar un mechero tipo soplete a baja potencia y por zonas, lavando la zona de quemado de inmediato (con saliva), enfriando la máscara (con agua), secándola y provocándole el vaho insuflando aire con la nariz para determinar las zonas de empañamiento. Esto se repetirá hasta que no vuelva a aparecer el vaho.

¿Qué diferencias podemos encontrar entre las máscaras?

Máscaras de pesca submarina (delante): Cressi, Hot Tuna, Dessault

Por lo general, además de seguir los consejos del vídeo anteriornos fijaremos en estos detalles:

  • El color del cristal: las que veamos con cristales de colores (azul, rojo,…) mimetizan nuestros ojos pero no proporcionan suficiente visión en días oscuros ni son cómodas en la pesca al agujero.
  • El tamaño de la zona de la nariz: no debe apretar ni dejar excesivo aire ya que no será cómoda.
  • El volumen de aire interno: cuanto más aire, más tenemos que compensar las máscaras en los cambios de presión.
  • La presión en la zona del entrecejo y pómulos: si apretamos esas zonas, veremos si nos puede molestar cuando aumente la presión.
  • El faldón de silicona: nos fijaremos que no nos entre aire y que se nos acople bien.
  • La silicona amortiguadora de presión: si lleva alguna silicona especial, como la gris que se ve en la foto en la máscara Cressi, la marca  o incrustación sobre nuestro rostro por efecto de la presión será prácticamente inapreciable.
  • La forma de la máscara: si es relativamente curva, debemos ser cautos porque puede tratarse de una máscara de apnea y no de pesca submarina, por lo que no presenta bien la realidad para pescar.
Maxlux Beuchat. Un solo cristal nos ofrece una visión panorámica.